Fianzas y devoluciones

El contrato de alquiler
Al formalizar el contrato de alquiler estarás aceptando una serie de cláusulas.

Para responder del cumplimiento de este contrato y de los daños y perjuicios que se pudieran ocasionar en la habitación, u otras dependencias privadas o zonas de uso común, entregarás una cantidad, equivalente a una mensualidad que te será devuelta al finalizar el contrato siempre que la habitación se encuentre en las mismas condiciones en que la recibiste y los pagos estén al corriente.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies